Sahara marroquí en la ONU

Se espera la resolución del Consejo de Seguridad

     

En pocos días mas el Consejo de Seguridad de la ONU emitirá una nueva resolución sobre el Sahara marroquí. Para la misma seguramente tendrá en cuenta los dos informes presentados por el portugués António Manuel Guterres de Oliveira en su condición de secretario general de las Naciones Unidas.

En dichos informes el titular de la ONU reconocía la responsabilidad del Polisario en la inestabilidad de la región y la tendencia de Argelia a bloquear el proceso de paz. El documento del Consejo de Seguridad se conocerá el último día de octubre. También en octubre, pero en sus primeros días, el secretario general de Naciones Unidas, anunció la designación del italo-sueco Staffan de Mistura como su enviado personal para el Sáhara Occidental (aunque algunos analistas no lo vieron como el candidato mas indicado será quien reemplace al alemán Horst Köhler, que puso fin a su mandato el 22 de mayo de 2019).

Todos esperan que los funcionarios del Consejo de Seguridad tengan en cuenta las distintas señales que a nivel regional e internacional se produjeron con la participación de importantes países y personalidades sobre este tema y de las que hacemos una apretada sintesis:

En seminarios internacionales e interafricanos en Tanzania (país que en 2016 apoyaba los reclamos del Polisario) y República Democrática del Congo, Fahmi Said Ibrahim, ex ministro comorense de Asuntos Exteriores consideró que la expulsión de la pseudo «rasd» de la Unión Africana (UA) corregirá una «injusticia histórica» y permitirá a la organización panafricana recuperar su prestigio y su credibilidad.

Por otra parte refiriéndose a los elementos históricos que prueban la marroquidad del Sáhara, Ibrahim resaltó que diversos documentos jurídicos, algunos de los cuales datan del siglo XVII, presentados a la Corte Internacional de Justicia, confirman la existencia de un vínculo de soberanía indiscutible y constante de Marruecos sobre el Sáhara.

«La participación de Argelia ha sido manifiesta en los frentes diplomático, jurídico, financiero y militar desde el nacimiento de este conflicto regional. Es evidente que el polisario sólo debe su supervivencia a Argelia, que lo apoya», subrayó el geopolitólogo ruandés Ismaël Buchanan, también profesor de ciencias políticas en la Universidad de Ruanda (UR) en una declaración a la MAP al margen de un seminario regional celebrado en Dar-es-Salaam, bajo el lema «El imperativo de la reactivación post-covid: Cómo la resolución de la cuestión del Sáhara puede reforzar la estabilidad y la integración de África». El plan de autonomía propuesto por Marruecos para sus provincias del sur seguirá siendo la única solución realista para una solución definitiva de este diferendo regional que ha durado demasiado tiempo, concluyó.

Expertos africanos, incluidos políticos, académicos, economistas y representantes de el sector privado, miembros de Think Tanks y eminentes miembros de la sociedad civil, subrayaron, en Kinshasa, capital del Congo que la expulsión del pseudo «rasd» de la Unión Áfricana (UA) es imperativa en cuanto constituirá «un avance institucional en el servicio de la Unidad Africana «.

El apoyo de treinta países africanos, mas el reciente respaldo de Arabia Saudita y Qatar a la soberania de Marruecos sobre su Sahara, pronunciado en la Comisión de descolonizacion de la ONU.

El triunfo de Israel en su batalla contra Argelia y un grupo de países africanos afines para integrar a la Unión Africana como miembro observador, ha desnudado a la diplomacia argelina y demostrado una vez mas el fracaso del gobierno argelino entre los países democráticos, donde sus cruzadas continuas en contra de Marruecos y su soberanía nacional no son bien vistas por nadie.

Se espera que en pocos días la vice presidenta y ministra de relaciones exteriores de Colombia, Marta Lucia Ramirez, en su visita a Marruecos reitere la posición favorable de su país a la soberanía marroquí sobre el Sahara y a la iniciativa de autonomía como solución política y duradera del conflicto.

Recordemos que oportunamente el presidente de EEUU impulsó el reconocimiento de Estados Unidos a la soberanía de Marruecos sobre su Sahara.

Hasta la fecha son mas de 24 los consulados extranjeros abiertos en las provincias de Laâyoune  y Dakhla.

En estas provincias del Sahara marroqui sus habitantes viven un desarrollo permanente y sin precedente en todos los sectores. Ejercen su libertad económica, cultural y política en un ambiente emancipador. Es por eso que en las elecciones del 8 de septiembre pasado, esas provincias registraron la tasa de participación mas alta de todo Marruecos.
En cambio en los campamentos de Tinduf en Argelia, se concentran refugiados saharauís viviendo durante mas de 45 años en miseria y sin libertad alguna. Son utilizados por Argelia como carta de presión sobre Marruecos en una rivalidad hegemónica de guerra fría sin sentido.
Esperamos que el Consejo de Seguridad de la ONU ponga mucha atención en todas estas cuestiones de suma importancia, no solo para Marruecos, sino para el desarrollo de todo el continente Africano y la seguridad de la región.

Tengamos en claro que el Reino de Marruecos bajo el liderazgo de un Rey joven, se afirma como potencia regional por sus instituciones democráticas, estabilidad política, desarrollo económico y de infraestructuras sociales y medio ambientales. Las centrales solares de energía eléctrica limpia y la campaña de exploración petrolera y gasífera confiada a empresas inglesas e israelies prometen un horizonte muy optimista que harán de Marruecos un actor energético indispensable en la ecuación energética mundial.

Mientras tanto cruzando la frontera y ya en territorio argelino sus habitantes sufren una situación tremenda de falta de recursos, con comercios de góndolas vacías y uniformados que reprimen duramente a quien se quiera quejar.
Todos esperamos que el Consejo de Seguridad decida bien.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.